La importancia de fantasear

Por Alejandro Urman

Muchas veces en nuestra vida adulta no nos damos cuenta de la importancia de las fantasías que tenemos, también llamados sueños diurnos.

Sigmund Freud decía que “el dichoso nunca fantasea”. La mayoría de nosotros tenemos insatisfacciones, por lo tanto fantaseamos. Cada fantasía es un cumplimiento de un deseo, una manera de hacer que la realidad sea más amigable.

Podríamos decir que en cada edad y circunstancia de la vida fantaseamos cosas diferentes, pero básicamente, las fantasías muestran algo donde queremos enaltecer nuestra personalidad así también donde cumplimos ciertas actos eróticos que no podemos cumplir en nuestra vida cotidiana.

Vivir en sociedad, hace que tengamos que sofocar nuestras fantasías más salvajes, donde queremos tener un poder ilimitado o satisfacer nuestros más "bajos instintos".

Sin embargo es recomendable para nuestra salud mental cada tanto examinar que fantasías estamos teniendo:

• ¿Fantaseamos siempre lo mismo?

• ¿Podes cumplirlo? ¿Por qué?

• Si no puedo cumplirlo ¿Puedo hacer algo que se le parezca o se asemeje?

• ¿Puedo hablar con mi pareja u otro significativo lo que fantaseo? ¿Por qué?

• ¿Puedo tener una fantasía guiada? ¿Obtengo placer de ello?

• ¿Mis fantasías me ayudan a seguir progresando o anestesian mi posibilidad de cambio?

Con Amelia, paciente de Psi21, trabajamos en sesión cuáles son sus fantasías, su importancia para su vida y que muestran y que ocultan.

Utilizamos como ejemplo un fragmento de la serie televisiva “Mad Men”. donde, uno de los personajes, Peter Campbell, le relata a su secretaria y amante Peggy Olsen, una fantasía de manera espontánea. Peter tras cambiar uno de sus regalos de boda por una escopeta, es reprendido por su mujer y debe llevarse la escopeta fuera de su casa.

En un encuentro casual con Peggy en la oficina le relata que él ha cazado algunas veces y que su fantasía consiste en poder cazar un animal, cargarlo sobre sus hombros, cortarlo, sazonarlo, llevarlo a una cabaña donde habría una mujer esperándolo, le cocinaría y él comería mientras ella lo mira”

En esta fantasía es claro como Peter tras haber sido reprendido como un niño por el cambio de regalo por su mujer, la fantasía restaura su lugar de hombre dominante, poderoso y fuerte, además de mostrar ciertas preferencias eróticas del personaje.

Para el público que domina el idioma inglés puede ver el fragmento previamente relatado:

los dejo ahora si, para que puedan seguir disfrutando, proyectando y potenciando su vida a través de sus fantasías de una manera más cosciente.

¿Querés saber más sobre este tema?, ¿Quéres contactarte con alguno de nuestros profesionales? Contactate aquí